11 de marzo de 2010

SEIS AÑOS ATRÁS

¿Dónde estabas aquella mañana, qué hacías?

Se me vino a la mente la pregunta poco antes de hacer esta foto. Hace diez días visité en Madrid el monumento en memoria a las víctimas del 11-M. El silencio era conmovedor, apenas se oía el andar de media docena de personas y el rumor de las cámaras de fotos. Bajo la cúpula un caldero de plástico recogía una gotera impenitente y chapucera.


Esa misma mañana de hace 10 días había conocido en persona a Luis del Pino, autor del blog 'Los enigmas del 11-M' e incansable investigador de aquellos atentados. Ha recibido críticas e insultos de todo tipo, lo más habitual, conspiranoico, vamos, seguidor de la teoría de la conspiración.

- ¡¡Pufff!!

Comencé a interesarme por los enigmas del 11-M al encontrar, por casualidad, el capítulo 32 de 'Los enigmas del 11-M' titulado así: Albolote. Coño, ¿qué hace mi pueblo ahí?

Nota bene: existen 28 referencias a Albolote en las transcripciones completas del juicio del 11-M.

La Policía Científica registró un piso en Albolote en el que habitaron presuntamente dos de los terroristas islámicos que se suicidaron en Leganés. Aquel día recuerdo despertar con el ruido de un helicóptero que raseaba por los aires del pueblo. Al día siguiente leí la nota en el ABC: "La alcaldesa de Albolote (Granada), Concepción Ramírez Marín (PP)", (sic).

- Extraordinaria la objetividad periodística: la Conchi, del Pepé...


Aquella vivienda registrada estaba situada en la calle Hornillo, número 2. Lo sigue estando: es una calle sin aceras, un camino antiguo convertido en calle cuando el pueblo iba creciendo hacia el barranco del lobo. En esa calle escondida donde apenas hay sitio para aparcar un coche o un tractor: lo más habitual es esto último.


Ver mapa más grande

La calle Hornillo da a la misma calle Real donde yo aprendí a andar, a montar en bicicleta donde me crié, de donde procede mi familia y tantas otras alboloteñas de origen humilde.

De aquella mañana del jueves 11 de marzo guardo en la memoria una imagen triste: al volver la cara había dos compañeros de clase, chico y chica, -bellísima ellla- muy pegados y quietos mientras escuchaban cariacontecidos la radio de un teléfono móvil con un auricular para cada uno.

Recuerdo el Fiat Punto que yo manejaba por entonces, aquella mala costumbre de escuchar por las mañanas a Iñaki Gabilondo y por las tardes- buena contumbre cercana al vicio y a la drogadicción radiofónica- a Carlos Herrera en las sondas. La noche de antes recuerdo que estuve viendo un partido de Champions con otros amigos en casa de un compañero motrileño, a quién Dios guarde.

Recuerdo aquel café que me supo a lejía en la cafetería de la facultad. El café no era tan malo, pero las informaciones que daba la radio.

Recuerdo a un profesor de aspecto quijotesco, o quizá era chaparrito, hablando del terrorismo de Estado y de mil cosas, amaestrando un tanto a los alumnos entre consignas a los alumnos de aquella clase que empezó a las ocho y media de la mañana.. Todos estábamos indignados y se me ocurrió levantar la mano, cómo no. Mejor me hubiera callado. Me suspendió la asignatura sin ni siquiera leer mi examen.

Recuerdo que otro profesor se jactaba de haber hecho vigilia frente a la sede del PP de Málaga, por entonces creo que cercana a la plaza de la Constitución.

Recuerdo que aquel día fumé más que nunca en mi vida y escribiendo esto, cosas de ex-fumador, me dan ganas de echarme un cigarro o un tabaquito que se dice a lo cubano.

Recuerdos de aquellos tres días de marzo, sensaciones en medio de tanto duelo. Fueron tres días nomás, tres. Simbólico ese tres.

Seis años después queda una gran parte de la opinión pública dada a la lectura refractaria y más bien anecdótica de las informaciones del 11 M. La anécdota por encima de la categoría, al estilo de Josep Pla. Seis años después queda la noticia anecdótica de una falsa víctima del atentado, como aquella otra española del 11-S que tan buenos titulares ofrecía.

¿Y los hechos? Serán titulares refractarios hasta que dejen de serlo.


Acabo, como comencé: ¿dónde estabas aquella mañana, qué hacías?

9 comentarios:

Javi dijo...

Estaría feo ponerse a discutir (Gabilondo me gusta), así que respondo a la pregunta: estaba en Holanda. Nos llegaron las noticias por sms y nos sentimos españoles por primera vez en la vida.

Esa mañana, junto a la banderas holandesas de la facultad -es un país patriota-, ondeaba una española, a media asta.

FranciscoJ dijo...

Bueno, lo de Gabilondo todavía está en el aire... por desgracia. Un abrazo.

Miguel dijo...

Haré como Javi y, por no discutir (aunque me encante hacerlo contigo), diré que yo ese día, por puro azar, no fui a clase, así que estuve siguiendo todo lo que decían que pasaba a través de la televisión.

Pero lo que no se me olvidará nunca es que, esa mañana de marzo, lloré.

Jesús Martínez dijo...

No tengo tanta memoria como vosotros... Yo sólo recuerdo que acudí a la Facultad (como casi todos los días) y que, a la vuelta, descubrí realmente todo lo que había ocurrido: todos mis compañeros de residencia se arremolinaban frente al televisor para ver las últimas novedades.

Por cierto, yo tampoco quiero discutir, porque a mí también me gusta Gabilondo ;-)

En mi blog 'Historias de un optimista', escribo sobre el aniversario:
http://jesusmargon.blogspot.com/2010/03/11-m-no-podemos-olvidar.html

Un abrazo

FranciscoJ dijo...

Te he leído esta mañana Jesús, y después de leerte me he puesto a terminar de escribir lo que ayer dejé medio "entangarillao" en el blog.
Cada uno tiene su memoria particular de aquellos días y la verdad es que cuando visité el monumento de Atocha recordé muchas cosas, y tenía ganas de sacarlas para afuera; no sé si he conseguido hacerlo "con objetividad".
Y lo de Gabilondo, pues no estoy de acuerdo con vosotros: a mí me dejó de gustar, aunque no por ello dejé de leer el libro "Testigo de la Historia" con sus entrevistas más famosas. Lo he puesto en la estantería junto a libro de Jiménez Losantos para ver si hacen las paces, pero no. Por ahora no. Cosas de España.
Saludos!!

Javi dijo...

Esto de que dos libros hagan las paces me parece una cosa genial.

¿Son cosas mías, o Gabilondo admitió hace poco haber hecho cosas mal durante esos días de 2004?

En cualquier caso este hombre se merece todo mi respeto por varias razones. Si un día consigo arrejuntaros, cerveza mediante, ya os doy el peñazo sobre esto.

Un abrazo a todos.

Alex Lopez dijo...

Pues yo también estaba en clase. Se ve que nadie se escaqueó aquel día. No recuerdo muy bien que clase era, sólo que se suspendió y nos pusimos a ver en los informativos qué estaba ocurriendo.
Lo que más recuerdo de aquellos días es que perdí el respeto completamente por un "mentor" de la facultad, aquel profesor que dijo que esta vez ETA se había pasado, que matar civiles estaba muy feo.

un saludo a todos

Anónimo dijo...

When it pops up tiffany rings, I suppose there is available nobody who are able to not remember tiffany jewelry . Hundreds of countless numbers of gals on the world put on?its strategy?diamond engagement ring as nicely as the signature bank silver allure bracelets . Prices range from $100 [url=http://www.cheaptiffanycharms.co.uk]tiffany sale[/url] to $5,500 . Harry Winston was amid the prominent [url=http://www.tiffanyjewelleryinuk.co.uk]tiffany jewellery[/url] American jewelers who grew to be well-known for his exquisite level of quality of diamonds, timepieces collectively with other jewels . Throughout america [url=http://www.cheaptiffanycharms.co.uk]tiffany charms sale[/url] there are numerous well-known jewelers who have earned their reputation by providing some from the world?s finest jewelry . The Pebble site is estimated to hold many hundreds of billions of dollars worth of gold and other precious [url=http://www.tiffanyringsdcooutlet.co.uk]tiffany outlet[/url] metals . The Pebble Partnership is a 50:50 joint venture [url=http://www.tiffanyringsdcooutlet.co.uk]tiffany and co outlet[/url] between a subsidiary of Anglo American and Northern Dynasty Minerals.[/p]
[p]Company invited almost [url=http://www.cheaptiffanycharms.co.uk]tiffany charms[/url] 500 distinguished guests to present the first show Return to Tiffany heart tag Charm and bracelet this time at AMC Lincoln Theater which locates at New York Manhattan . It was during 1858 also that the company started producing [url=http://www.cheaptiffanycharms.co.uk]cheap tiffany charms[/url] clocks and watches . the two of those processes can make optimistic [url=http://www.tiffanyringsdcooutlet.co.uk]tiffany rings[/url] you receive a product of jewellery which you'll cherish permanently!




Anónimo dijo...

[p]Oakley is in this business [url=http://www.sunglassessalesuk.co.uk]cheap ray ban sunglasses[/url] since the 80s and has been growing immensely . If they seem to be too light weight, the logo, style name or number is withering out or the color is not uniform throughout [url=http://www.sunglassessalesuk.co.uk]ray ban sunglasses sale[/url] the body then you can be sure you are in for a fraud! Step 4: Ensure the authentic case is intact Ensure that the dealer gives you the authentic Coach case embossed with the Coach logo or with the company logo embossed inside the top lid and the case covered with Coach fabric . The lenses are adaptable and might be replaced with numerous colors of your selection . This is done to make steel, waterproof [url=http://www.sunglassessalesuk.co.uk]ray ban wayfarer[/url] and durable . He was largely [url=http://www.sunglassessalesuk.co.uk]ray bans sunglasses[/url] accountable for helping Oakley change direction in the market and transcended them to the luxury goods market that is where the brand set up its exceptional reputation . The frames are produced from top grade plastics as well as metals which ensure superb comfort along with a long lasting wear . The Oakley fate is a different famous type of trendy and smaller model of sunglasses . These fashion sunglasses [url=http://www.sunglassessalesuk.co.uk]ray ban sunglasses uk[/url] are unique, sophisticated, and are crafted with utmost finesse.[/p]